PILARES DE EL PROGRAMA DE UN GRUPO PEQUEÑO SALUDABLE

24, June 2019

“Congréguense pequeños grupos en la tarde y en la mañana para estudiar la Biblia. Celebren una reunión de oración." Elena G. de White, Cada día con Dios, p. 9.

En cuanto a la estructura de su programación, el princi¬pio es que la reunión esté basada en, por lo menos, cuatro pilares bien definidos: 1. Adoración y alabanza 2. Confraternización 3. Estu¬dio de la Biblia 4. Testimonio Elena G. de White nos dejó una clara orientación en cuanto a eso: “Congréguense pequeños grupos en la tarde y en la mañana para estudiar la Biblia. Celebren una reunión de oración. [...] ¡Qué testimonio deberían dar de la cordial relación que mantienen con sus com¬pañeros de labor en esos preciosos momentos cuando buscan la bendición de Dios! Cada cual cuente con pa¬labras sencillas lo que le ha ocurrido [...]”. Cada día con Dios, p. 9. Otros elementos pueden ser agregados a la reunión del grupo, pero estos a su vez son opcionales y no imprescindibles. El tiempo y el orden de cada parte del programa son flexibles, pudiendo ser alternadas de acuerdo con la realidad de cada reunión. Un cuidado que se debe tener es el dejar el tiempo suficiente para el estudio de la Biblia y la oración. 1. Adoración y alabanza. Constituyen las actividades de alabanza y oración en el GPS. Estos momentos deber ser llenos de alegría y entusiasmo. Los miembros del GPS deben participar activamente, preparándose así para un estudio de la Biblia dinámico y nutritivo. A través de la alabanza expresamos nuestra adoración a Dios. En este momento los miembros del grupo exaltan, a través de himnos de alabanza, la grandeza y la bondad del Señor. 2. Oración. Los momentos de oración en el GPS deben ser muy esperados por los miembros del grupo. Por lo tanto, deben ser bien planificados e inspiradores. “La elección de un dirigente de oración es una buena manera de garantizar que la vida de oración de un grupo recibe la debida atención”. David Cox, Pense grande, pense em Pequenos grupos, p. 31. David Cox, en su libro Pense em grande, pense en Grupos pequeños [Piense en grande, piense en Grupos pequeños], dice así con respecto al momento de orar en la reunión del GPS: “No hay un momento, ni un lugar o es¬tilo preestablecido para la oración en Grupos pequeños. La oración puede ser ofrecida antes del comienzo del estudio de la Biblia y generalmente habrá un momento de oración en grupo después del estudio de la Biblia, pero no hay ninguna razón que impida la oración durante el estudio, si hubiera una necesidad especial de orientación o de agradecimiento”. Ibíd., p. 3. 3. Confraternización (Interacción). La confraternización es lo que ocurre antes del estudio en la reunión del grupo, pero también debe extenderse a otros momentos en que el grupo comparte actividades que proporcionan mayor relacionamiento fraternal entre los miembros. Actividades de naturaleza social y de conmemoración proporcionan lazos de amor fraternal que mantendrán al grupo unido y amoroso. La parte del estudio denominada “rompiendo el hielo”, además de proporcionar una buena introducción para el tema que será estudiado y ayudar a los miembros a conocerse más profundamente, ofrece la oportunidad para que todos hablen y muchas veces, por ser graciosos, ayudan al grupo a distenderse y confraternizar. 4. Estudio de la Biblia (Nutrición). El estudio de la Biblia es el gran momento de la reunión del GPS. Un tiempo considerable debe ser separado para esta actividad. Para un mejor aprovechamiento, cada miembro debería disponer de un esbozo o un ejemplar de la lección con el tema que será estudiado en la reunión. El líder debe estar bien preparado para la presentación del tema e involucrar a los miembros en la discusión. Fuente: Grupos Pequeños. Teoría y práctica. ASOCIACIÓN CASA EDITORA SUDAMERICANA